La Fabulosa Fórmula de la Felicidad.


 

Estoy tremendamente agradecida, por las personas que voy encontrando en mi camino, Gente que me muestra otra visión de este mundo en el que creemos vivir, gente que me recuerda, cual es en esencia, el propósito de nuestra vida, gente que me inspira a compartir todo lo que voy aprendiendo y ponerlo al servicio de quien lo pueda necesitar, gente que cree en el AMOR.

Hemos tenido la suerte de reencontrarnos con Mario San Miguel, un Ser muy especial, lleno de alegría y amor. Su energía es contagiosa, al igual que su positividad.

 

Lo mismo compone que escribe, interpreta, baila, actúa o juega. Artista por vocación siempre entrega  Lo Mejor. Este aprendiz que se atrevió a Ser como soñó, resume su filosofía en una frase:

“Es Sencillo ser feliz, lo difícil es ser Sencillo”

Mario nos ofreció una conferencia  para reconectarnos con la felicidad. Nos propone, La Fabulosa Fórmula de la Felicidad, Una fórmula que ha hecho su filosofía de vida. Una manera de fluir por la vida.

Sus conferencias son superdivertidas. Llenas de humor y buen rollo  ¿Cómo sino se podría hablar de felicidad?

Todos queremos lo mismo: Ser Felices, una Buena Vida.

La clave es darnos cuenta de que Somos un ser humano.

En cuanto Ser, todo es perfecto, maravilloso, eterno e insondable. Fondo, posibilidad, mística: Esencia.

En cuanto humano hay una historia concreta, su cultura, circunstancias, ciertos límites. Surgen detalles, dificultades, forma: Existencia.

Mario San Miguel explica en su  libro como encontró la Formula de la Felicidad:

“…pues andaba yo divirtiéndome con las letras y su galaxia cuando percibí que al llegar a la “F” que Feliz tiene mucho que ver con Fluir y también con Fondear. Y que ambos verbos están íntimamente relacionados con la Forma y con el Fondo. Todo de modo Fácil y a la vez muy Fuerte. Sin ser un Fanático, Forofo, Formulé la Felicidad”.

Fluir Fácil por la Forma,

Fondear Fuerte en el fondo.

La Fórmula es muy simple y universal; pero Nosotros, a menudo, somos muy complejos y particulares con una tendencia natural a complicarnos la vida. A resistirnos a lo que es y a tratar de cambiarlo todo a nuestro antojo, como si supiéramos que es lo mejor para nosotros. La Fabulosa Fórmula de la Felicidad es Una invitación a ver que lo importante es recorrer la Felicidad como camino no como destino.

 

Esta son algunas de las semillas que el libro ha dejado en mí y me gustaría compartirlas:

Las claves para ser Feliz y  Vivir mejor:

El Amor, la Consciencia, la Gratitud, la Presencia, la Aceptación y la Paz. Todas “las tenemos de serie”, pero “hay que descubrirlas y atenderlas”.

Siempre buscamos fuera, lo que en realidad tenemos dentro. Buscamos lejos lo que vive muy cerca.  Nos perseguimos en el otro y nos olvidamos de Nosotros mismos. No nos tenemos…porque no nos detenemos.

La clave es Atendernos y Entendernos con una mirada sostenida y dulce. Saber por fin qué somos en esencia y desde ahí, Crecer en Conciencia que se reconoce Amor. Invertir en uno es revertir en los demás.

La llave maestra no es cambiar tal o cual cosa; sino Cambiarnos. Dejar de llenar los vacíos con lo externo y Descubrir la  plenitud interna.
Si estás bien…  todo estará bien. No es fácil ni tampoco imposible…desde luego es apasionante y te corresponde sólo a ti.

Somos justo ese sueño que perseguimos.

No luches contra nada…Amalo todo.

Sé amable contigo, porque Amarte es el arte de Amar.

 

El libro “La Fabulosa Fórmula de la Felicidad” se vende sólo por correo contactando con el autor. Esta fórmula magistral no se vende en librerías. Publicado por la denominada ‘Editorial del Vacío’, que en realidad es una forma de renunciar a los convencionalismos editoriales, San Miguel considera que esta fórmula es universal, para todos, y a todos pertenece, sin plantearse la propiedad de los derechos de autor de los que no se hace referencia en el libro.

www.mariosanmiguel.com

www.elejercitodelamor.org

Lo más bonito se hace cuando no se quiere sacar beneficio personal, más que el de sembrar Amor y Compartir. Gracias Mario por tu generosidad y entrega.

Mónica Moreno.